17.1.15

Fotografiando a Proust

Hace algún tiempo vi esta foto en PijamaSurf, Marcel Proust está tocando la raqueta,  la chica del centro, irónica, posa como si estuviera en un estudio, un niño se cuela en el plano con un bastón y la niña pequeña se ríe espontáneamente, parece ya bastante acostumbrada a las fotos de aficionado.



Esta fotografía fue tomada en 1891, hacía justo dos años que se comercializaba la primera Kodak de bolsillo (la mítica Brownie). George Eastman, el fundador de la compañía era, por así decirlo, el Steve Jobs de la fotografía de la época: ¿Queréis fotos? Pues yo haré que toooodas las casas tengan cámaras mini para vuestros momentos-raqueta.

Su eslogan era como una canción de los Beatles, siempre está actualizado: "Usted pulse el botón. Nosotros haremos el resto". Desde que irrumpió esta cámara en el mercado, el número de fotógrafos profesionales empezó a decaer, a decaer, a decaer... hasta hoy.

La cámara Kodak, tuvo tal impacto social, que fue uno de los primeros productos de consumo de masas que hubo en Estados Unidos. Todo el mundo quería inmortalizar su intimidad, mirarse en el mundo real. Esta sociedad, estaba acostumbrada a los retratos de estudio, formales, pausados, congelados antes de pulsar el botón. Son dos usos distintos de la fotografía, pero hoy me inclino por los momentos Proust-raqueta.


Para Albertina @carquetas

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada